Inspiración: Big Trip

Triumph Scrambler on Australia tour

16 consejos para viajar en moto por el mundo

Weronika Kwapisz comparte su experiencia con nosotros

Ha recorrido América en una Triumph Bonneville, Nueva Zelanda en una Speedmaster y Australia en una Street Scrambler 2018, así que, ¿quién mejor que Weronika Kwapisz para darnos unos consejos para conquistar el mundo?

1 No dejes que la gente de desanime

Muchos te preguntarán de la forma más amable posible «¿estás segura?», otros te dirán simple y llanamente que estás como un cencerro, pero quedarse soñando en casa no le sube a nadie la adrenalina.

2 Nunca dejes que las dudas te frenen

Vivimos en el siglo XXI: vayas donde vayas encontrarás a pocos kilómetros un vestigio de civilización donde conseguir lo que necesitas o cobertura de móvil para solucionar un problema o, si las cosas se tuercen demasiado, reservar un vuelo de vuelta a casa.

Los azules y gélidos lagos de montaña de Nueva Zelanda

3 No te lleves un acordeón

En mis viajes me he encontrado motoristas de todos los colores viajando con tumbonas de playa, duchas, neveras y hasta con un acordeón. Recuerda que tu pobre moto tendrá que apechugar con todo lo que se te ocurra llevar de viaje. Haz una lista con las cosas que de verdad importan.

4 La gente es, generalmente, buena

Siempre encontrarás gente feliz y deseosa de echarte una mano, muchas veces en los lugares más raros. Normalmente la gente con menos cosas materiales es la más dispuesta a ayudar.

5 Planifica primero

Si vas corto de tiempo, pospón la fecha de partida si puedes. No hay nada peor que comenzar el viaje con prisas porque, en lugar de disfrutar del hecho de que vas a comenzar la aventura de tu vida, estás agobiado y quemado.

6 No puedes tenerlo todo previsto

Lo sé, eres un genio haciendo planes, pero todos esos planes se van al cuerno en un segundo si te azota el mal tiempo o se te escapa un ferry.

7 Si ocurre eso…

No te vuelvas rojo de rabia ni te pongas hecho una fiera. Deja que la aventura te lleve. Piensa siempre que quizá ese imprevisto te haga conocer gente increíble o descubrir el paraje más maravilloso del mundo.

8 Olvídate del reloj

Mete ese dichoso trasto en la mochila desde el instante en el que arranquess la moto. A partir de ese momento has tomado la decisión consciente de salirte de la rueda del hámster. Ahora toca disfrutar.

9 Elige la ruta menos concurrida

¿Quieres ver mundo? Pues olvídate de las carreteras principales. Mantente alejado de las autopistas y carreteras generales a no ser que disfrutes con las líneas de separación de carril como único paisaje. Con esa misma idea, no pases dos veces por la misma carretera. La vida es demasiado corta, el mundo es demasiado grande y bonito para perder el tiempo recorriendo más de una vez la misma ruta… a no ser que te haya encantado, claro.

10 Empieza por lo que ya conoces

Comienza por explorar tu propio país. Cuando lo hagas te sorprenderá lo mucho que ofrece y no conocías. Me he encontrado con polacos que tienen planeado visitar Israel, África, Sudamérica… pero les preguntas si han estado en el Valle de Kłodzko o en las montañas de Bieszczady y te contestan «aún no».

11 El destino es tu amigo

La auténtica aventura comienza cuando el destino mete baza en el viaje. Una carretera cortada por una inundación repentina, una ventisca o un tornado que pasó la víspera puede ser el anuncio de una nueva aventura.

Desde Sydney con la Scrambler

12 No te dejes llevar por el pánico

Es fácil ponerse nervioso cuando tienes que dar un rodeo de 300 km, pero pregúntate por qué lo estás haciendo y si puedes reducir la etapa del día cambiando de destino.

13 No pretendas hacer demasiado

Nunca programes hacer demasiados kilómetros al día sobre la moto. Deja que tus ojos disfruten del espectáculo del mundo. No intentes llegar cuanto antes del punto A al punto B, esto no es una carrera.

14 Mejor cuanto más cerca

Los mejores guías son siempre los que tienes más cerca. No tengas miedo de pedir consejo al cajero de la tienda o al abuelete de la gasolinera. Se conocen la comarca como la palma de la mano y te recomendarán rutas y destinos para visitar que no aparecen en ninguna guía de viajes.

15 La aventura está en los números

Si las carreteras están numeradas, es casi seguro que cuanto más alto el número, más interesante y más desierta será. En lugar de elegir la 8, prueba con la 30, la 89, la 618 o la 4656.

16 Si has leído hasta aquí no lo pospongas más

Ponte en marcha antes de que sea demasiado tarde para despegarte del sofá.

Aquí podrás descubrir los viajes por carreteras australianas y el tour por Nueva Zelanda de Weronika.