Inspiración: Big Trip

Los mejores consejos para ir de acampada

Los expertos en viajes de larga distancia nos cuentan sus secretos

Imagina abrir la puerta de entrada al amanecer y encontrarte con una vista inolvidable de géiseres, montañas de cumbres nevadas o un desierto infinito. Con todas las normas urbanísticas que tenemos hoy en día, es poco probable que disfrutes de estas vistas cada mañana… a menos que te lleves la casa contigo.

Montar tu tienda en medio de la nada en un viaje largo tras toda una jornada en moto puede ser una de las cosas más satisfactorias que hagas en la vida.

Kevin Sanders, un veterano motorista que ha dado la vuelta al mundo, recuerda una parada especialmente problemática con su mujer, Julia: «Me desperté e intenté mover la cabeza, pero, del frío, se me había quedado pegada al interior de la tienda. La moto estaba congelada después de pasar una noche a -15 ˚C y sabía que nos llevaría tiempo poder volver a ponernos en marcha. Pero las vistas merecieron la pena».

Kevin estaba en Chile, y había recorrido la serpenteante ruta que va del infierno a los géiseres de El Tatio, un campo geotérmico situado en los Andes y que se encuentra entre los más altos del mundo. Para pasar la noche tenían una tienda a 4.300 metros de altitud para poder disfrutar de las maravillas de la naturaleza por la mañana temprano, cuando más bonitas son.

La única forma de viajar

Kevin nos dice: «La combinación de moto y tienda es una de las formas de viajar más flexibles e independientes que hay. Tienes un medio de transporte que te permite llegar prácticamente a cualquier sitio y un equipo que te permite quedarte prácticamente en cualquier lugar. Así puedes ir a todas partes».

Convencer a la mayoría de la gente que (admitámoslo) ha tenido una experiencia terrible en un camping de que la cosa no es tan mala como la recuerdan, es más fácil de lo que crees si te haces con el equipo adecuado, dice Julia Sanders.

«Con el equipo adecuado, manteniéndolo a un mínimo, puedes estar calentito, cómodo y levantarte deseando empezar un nuevo día. Y no pienses que, solo porque te hayas llevado una tienda, eso significa que tengas que utilizarla», añade. Sigue sus consejos para disfrutar de una aventura perfecta bajo la lona.

Antes de salir

Felicítate Empecemos por lo obvio. Si llevas todo el día conduciendo, sopla un vendaval y la civilización está cerca, vete al hotel o al hostal más cercano y brinda por haber tomado la decisión correcta.

Economía frente a comodidad La acampada es un equilibrio entre adónde quieres ir y tu presupuesto, y tus niveles aceptables de comodidad. Sin embargo, ofrece una experiencia individual inigualable con un toque de impredecibilidad, así que puede ser una aventura en sí misma.

No racanees Una tienda barata no dará la talla, pesará un quintal, ocupará un montón de espacio y no te servirá de mucho si la meteo se pone complicada.

Comprueba las especificaciones ¿Es compacta, ligera y resistente? Para una acampada en pareja, hazte con una tienda para dos personas de entre 2,5 y 2,8 kg, con un compartimento de almacenamiento exterior en la entrada para guardar el equipo.

Dulces sueños Asegúrate que tu saco de dormir es el adecuado para las condiciones climáticas leyendo las especificaciones térmicas, porque esto puede suponer la diferencia entre una noche de confort o de penurias. Puede ser interesante hacerse con un saco de tres estaciones con forro, de manera que puedas añadir el forro si hace frío o utilizar solo el forro si hace calor.

La esterilla estrella Una esterilla para dormir de buena calidad es una de las cosas más importantes que vas a comprar. Las inflables como Thermorest y Exped pueden costar un poco más, pero la diferencia de precio merece la pena.

Divide y vencerás Guarda los elementos de acampada por separado, de manera que la tienda, los sacos de dormir, las esterillas y las cosas de cocinar vayan en su propia mochila impermeable Kriega. Usar una mochila aparte para tu «hogar móvil» deja las maletas libres para las cosas que normalmente llevas en ellas cuando vas de viaje.

Kreiga Backpack

Unas maletas muy inteligentes Una elección muy inteligente en cuanto al equipaje sería las maletas de aluminio Expedition de Triumph, que pueden servir de mesas, sillas o incluso tablas de cortar.

Durante el viaje

Elige tu sitio No importa si acampas en un camping o en medio del campo, lo primero que debes tener en cuenta es que tu moto esté en un terreno estable para que no se caiga durante la noche. Si llueve, ¿el lugar donde has aparcado se va a volver mucho más blando?

Evita los lugares bajos Los parajes idílicos junto al agua pueden ser dignos de postal, pero los ríos pueden subir.

Evita los árboles Su sombra y su cobijo pueden ser tentadores, pero caen cosas de ellos.

Cuidado con el viento. No plantes tu tienda con la entrada de cara a un viento dominante, porque meterá un motón de cosas maravillosas en ella, incluyendo humo y bichos.

Las raíces son importantes Comprueba que no hay bultos ni pinchos en el suelo.

Atención a la fauna No acampes en medio de lo que pueda ser un paso para animales y vigila si hay hormigas u otros bichos.

Utiliza la cabeza Plantéate poner la tienda en un terreno con un poco de pendiente, de manera que la cabeza quede algo más alta que los pies.

Utiliza la cabeza 2 No hagas nunca nada que vaya en contra de la ley y, siempre que sea posible, pide permiso al dueño del terreno (especialmente en el Reino Unido). Si no es posible, utiliza el sentido común.

Llévate lo básico (sal, pimienta, aceite de oliva y pasta) y compleméntalo comprando en los mercados locales

Levantar el campamento

No lo hagas a oscuras Siempre es mejor montar la tienda con la luz del día, pero si no te da tiempo, puedes utilizar temporalmente el faro de tu moto —aunque no por mucho tiempo— o un frontal para ayudarte.

Mantén tu moto cerca Pero pon la pata de cabra hacia el lado contrario de la tienda por si se cae.

Sácale partido Puedes utilizar tu moto como cortavientos si hace mal tiempo, para darte un poco de privacidad en la entrada o para colgar cosas de ella (quizá un tendedero entre dos motos).

No hay por qué cocinar El hecho de que estés de acampada no significa que tengas que cocinar. Planea donde comer dentro de la ruta antes de parar, o elige un sitio para quedarte donde haya un restaurante o un bar.

El equipo adecuado Llévate un hornillo o camping-gaz, ollas de aluminio o titanio y lo básico (sal, pimienta, aceite de oliva y pasta) y compleméntalo comprando en los mercados locales Lleva también suficiente agua en unas Kriega Hydro-3, que irás rellenando con antelación, y una botella extra.

Enróllate ¡No te olvides de llevar rollos de papel higiénico!

GlobeBusters La pareja de motoristas Kevin y Julia Sanders cuentan con dos títulos Guinness World Record por ser los más rápidos en dar la vuelta al mundo en moto y por su ruta transamericana en moto.